EL REPORTERO

C69D16A4-88CC-4875-802E-9A4CE96FA8CF

Miré hacia el exterior del tren a través de la pequeña ventana. La lluvia se deslizaba por el cristal, aún así se podía ver el atardecer que estaba llegando a su fin. Durante unos segundos sentí temor, de saber si realmente estaba haciendo lo correcto o no. Revisé mi cámara fotográfica Kodak Halcon, era el tercer reportero enviado ese año al frente, y la guerra no hacía más que empezar. Como todos estaba seguro que iba a poder regresar.

 

 

Todos los derechos reservados.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Sitio web creado por WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: